Partir sin nada en tus bolsillos

escrita por Oneill dedicada a el baile de la vida, la familia

domingo 8 febrero 2015    0.00 corazones

Una estación, mucho frío, mi fleco sin dejar pensar.  Ordenados estudios en mi cabeza a pesar de tan gélido frío.

No quiero lamentarme, no quiero pródigos de gramáticas heridas que nunca sanan.

Madre llego a despedirme de riguroso negro al constante blanco de su puntilla. Tranquilo hijo me siseo al oido. - Estás y eres mayor.

Ante las dudas me plantee cambiar de puerto y de país, yo tenía juventud y poco dinero gesto que duele alcanzar.

El éxito ese era mi juventud y el lecho de un abrigo. Los primeros contratos llegaron, pronto hasta la Opera supo darme la lección y no.

Era volver de nuevo a esa madre, este nuevo amor mitico cuya religoiosidad aumento mi familia, todo era todo.

Tan pequeñita mujercilla que ahora jugamos al remicio como si tal otra vida fuera. Todos, dejaron, dejan y dejarán aún muertes recapitadas vividas de soslayo y bajo pésame todo nos une para bien.

Atentamente para mi familia y para muchas más.

Gracias

Chelo Aramburu

O´NEILL

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


En esta web utilizamos cookies, tanto propias como de empresas colaboradoras, para obtener datos estadísticos de la navegación de los usuarios, lo que nos permite mejorar la información y la publicidad que te mostramos y adaptarla a tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Más información