La misión

escrita por Vérola dedicada a Nicolas

miércoles 28 enero 2015    2.75 corazones

Probablemente nunca leas esta carta, las letras a veces son para quienes las escribimos, para deshacernos de nuestros sentimientos más ocultos; si la leyeras comprenderías que todo mi buen humor lo dedico a ti, que mis juegos aniñados son solo para alegrarte el espíritu, que mi parloteo incensante quiere hacerte olvidar tus tristezas. Sé que es difícil tener el alma soleada cuando no queremos soplar las nubes grises que llevamos dentro, por eso estoy aquí para cuidarte, tu eres mi misión.

Quiero acaparar todos tus sentidos, que nada aparte mi imagen de tus pensamientos. Quiero cantarte una canción tonta, bailarte como en los filmes, hacerte reír de cosas absurdas, aprender a conducir. Podríamos este verano hacer la siesta en el jardín, que nada nos moleste solo el ruido del tren, permitir que los insectos nos escalen como a las montañas. Pienso podría ser menos organizada, no botar tus papelitos regados en el cuarto, dejar en su sitio tus objetos fetiches, dejarte fumar antes de dormir, no criticar tus cantantes favoritos. Pensándolo bien no está mal la idea de irnos a Málaga en primavera, me encantaría ver tus ojos verdes llenos de agua salada. Allá el sol no es decorativo e irradia dentro de ti hasta hacer gritar de júbilo a tus poros. Quiero fingir que me aterra el mar, dejarte consolarme a mí, que vengo de una isla; perderme en el placer de enroscarme en tu pecho y hacerte sentir el héroe de mi juego.

¿Qué más pudiera hacer para traerte de regreso a la sonrisa? ¿Cuántas armas debo usar para librar esa batalla de pesadumbre y vacío? Yo sé que dentro de ti la vida duerme un rato, pero si no la despiertas el tiempo no esperará más. Ven, que el mundo es así, lleno de matices que no hay que interrogarse tanto. Quiero mostrarte que estamos vivos que nuestro amor necesita un poco de abrigo, que quizás si no llueve más todo un universo claro se muestre ante nosostros. Dame la mano y caminemos hacia el destino, sea cual sea no importa, solo sé que tú puedes contar conmigo.


En esta web utilizamos cookies, tanto propias como de empresas colaboradoras, para obtener datos estadísticos de la navegación de los usuarios, lo que nos permite mejorar la información y la publicidad que te mostramos y adaptarla a tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Más información